jueves, 13 de agosto de 2009

Syd Barret, el genio abandonado

En la entrada anterior ya os comenté que para mi Syd Barret, aparte de victima de sus propios actos, lo fue también del egoismo de sus compañeros, de la falta de compromiso de unos amigos que estuvieron con él hasta que se convirtió en una carga.


Uno de los ejemplos mas claros, fue lo ocurrido en las archiconocidas grabaciones de Wish You Were Here. No ahondaré en el concepto del disco, ni en las canciones(todos hemos oído acerca de la relación entre la locura de Barret y la temática de "Shine on your crazy diamonds"). Lo realmente tétrico fue la reacción del resto de la banda cuando Barret se presentó por sorpresa en las sesiones de grabación.
Al principio no lo reconocieron, pero es que después se dedicó a hacer preguntas que nadie respondió. Para colmo, al finalizar la sesión de ese día, nadie se ofreció a llevarlo a su casa en coche, para evitar quedarse a solas con él. Quizás el sentimiento de culpa era demasiado doloroso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario